advertencia legal

La intención de este sitio no es fomentar la piratería y la tenencia ilegal de música. El material que puede escucharse en el mismo es solo para dar a conocer y difundir los trabajos de las bandas de Heavy Metal que nos gustan, por lo tanto si te interesa lo que escuchas o ves compra el original y ayuda a que las bandas sigan trabajando para deleitarnos.

sábado, 3 de octubre de 2009


La noche del jueves en el Rock y Guitarras, nos traía a una voz privilegiada dentro del rock y el metal. El ex vocalista de Judas Priest, quien sustituyera a Rob Halford a fines de los 90 y hasta principios del nuevo milenio, también voz de Iced Earth, y que hoy nos deleita en placas de Yngwie Malmsteen, aparte de su banda principal, Beyond Fear, se presentaba en Chile, por segunda vez en teoría, (ya había estado en enero junto a Hail!), esta vez en promoción de su primer disco solista, Play my Game, editado este año.

La jornada comenzó cerca de las 20.35 horas, con los nacionales de Sangre de Acero, quienes entregaron un set de media hora, con un heavy metal muy potente, destacando el papel de su fémina vocalista, e interpretando temas como “Hasta el final” y “Dolor interno”, con muy buena recepción del público, que llegaban aún en forma paulatina al local.

Inquisición, la banda más reconocida del heavy nacional, liderada por Manolo Schafler, subió cerca de las 21.25 horas el escenario. Parten con “Arde el volcán”, para recorrer temas como “Mayday’s Eve” (un verdadero clásico del heavy nacional), siguiendo con “Opus Dei”, (interpretando los temas ataviados como monjes, prendas de las cuales al final se desprenden), para cerrar con “Innocent Sinner”. Poco más de media hora, y la banda se retira muy agradecida.

Y el momento por el cual los presentes esperan, finalmente llega. Una intro es la antesala de “Electric Eye”, el clásico del Screaming for Vengeance, de Judas Priest. El público salta y corea al unísono de Tim “Ripper” Owens, quien canta de forma increíble. Mención aparte para los músicos que lo acompañaron, sólo talento nacional, entre ellos, miembros de Inquisición, Kontra y Delta, los cuales brillaron por su performance.

Si bien Tim “Ripper” Owens venía en promoción de su primer disco solista, del cual interpretó temas como “Starting Over”, “Believe” y “It is me”, también repasó clásicos de bandas de las cuales ha formado parte, obviamente Judas Priest, con “The Ripper” (cómo no), “Painkiller”, “Burn In Hell” y “One on One” (de su etapa en la leyenda británica), así como sorpresas con “Highway Star”, o “Symptom of the Universe”.

El sonido impecable y el ambiente convertían al recinto en una verdadera fiesta rockera. Hasta Tim Owens bromeó con su paso en enero de este año, junto a Hail!, banda integrada por connotados músicos de la escena metalera (miembros de Sepultura, Megateth), recodando: “casi me muero de calor en enero pasado en este local! ¡pensé que iba a morir!”, bromeó.

“Cold Gin”, de Kiss, hizo que el público saltara y se divirtiera; “Rising Force”, tema de la etapa mas recordada de Yngwie Malmsteen, provocó mucha nostalgia, y “Breaking the Law” marcó un cierre apoteósico. Ripper se despide, para volver luego con “Living after Midnight”, para hacer que todos los presentes saltaran y corearan este verdadero himno. Poco más de hora y media, y finalmente Tim “Ripper” Owens se despide del público chileno. Una jornada llena de clásicos, interpretados por un gran vocalista, quien de seguro volverá a estas alejadas tierras una vez más.

Fuente: www.rocknvivo.com

0 comentarios:

Videos

Loading...

Venda sus productos de forma segura

Regístrese en PayPal y empiece a aceptar pagos con tarjeta de crédito instantáneamente.